viernes, 7 de abril de 2017

Neutralizado plan violento de la derecha que pretendía generar caos en Caracas

El vicepresidente de la República, Tareck El Aissami, indicó que los organismos competentes, apegados a la Constitución, neutralizaron los planes violentos que pretendían ser activados este jueves durante una marcha de la derecha venezolana.

El Aissami explicó que voceros de la derecha convocaron previamente a una concentración en Altamira, en Miranda, y desviaron la marcha hacia el centro de Caracas –acción que fue impedida por los organismos de resguardo–, en donde tenían planeado activar grupos de choque para generar caos y violencia, como parte de un plan golpista que impulsan desde los últimos meses.
"Ha triunfado la paz, ha triunfado la Constitución, ha triunfado los hijos e hijas de Bolívar", expresó el Vicepresidente durante declaraciones emitidas en transmisión conjunta de radio y televisión.
En sus declaraciones repudió las acciones violentas de estos grupos que en Miranda, gobernada por el derechista Henrique Capriles, lanzaron contra efectivos del orden público bombas molotov, palos y piedras, que perturbaron la paz del municipio Chacao.
Denunció al diputado de Primero Justicia (PJ), Tomás Guanipa, quien "publicó en sus redes sociales, luego fue replicado a otras cuentas, una convocatoria ilegal que partía desde 7 puntos de la gran Caracas y que tenía como propósito final la concentración del distribuidor Altamira".
"La convocatoria (para este 6 de abril) no fue planificada, ni concertada, no hubo absolutamente organización con las autoridades como prevé nuestra sagrada Constitución", dijo el Vicepresidente.
Tras la concentración,— en una de las vías más importante Caracas— los grupos violentos fueron movilizados por "dirigentes de la derecha de manera irresponsable (...), de manera criminal, (...) para incitar a esa masa a dirigirse al centro de Caracas", lugar donde estas facciones atacarían a la concentración chavista que allí se realizaba.
"Nosotros coordinamos los dispositivos de seguridad para impedir que ambas actividades coincideron", acotó Tarack.
Al iniciar la concentración, grupos de choques desvalijaron la Unidad Educativa Gustavo Herrera en Chacao—la cual será rehabilitada por el Ministerio de Educación ordenó el Presidente—y utilizaron pupitres para trancar la autopista y calles, contraviniendo las leyes venezolanas.
"Un grupo que iba a la vanguardia de personas, comenzaron a atacar las unidades de los organismos de prevención y seguridad ciudadana", con el plan de llegar hasta el "Palacio de Miraflores y llenar de sangres las calles de Caracas", advirtió.
De acuerdo con las pruebas "fue una acción preparada, deliberadamente planificada con grupos de choques organizados, (...) y conducidos por dirigentes de la derecha", entre ellos, mencionó, Freddy Guevara del partido derechista Voluntad Popular, Henrique Capriles y Carlos Paparoní, ambos de PJ.
Hasta el momento, 30 personas han sido puestas a la orden de los órganos de justicia, por estar vinculado a los hechos violentos.
El Aissami, indicó que también dos funcionarios de los órganos de seguridad y resguardo resultaron heridos.
"Son hechos que tenemos que repudiar todos los venezolanos, con independencia de nuestra posición ideológica, política, la violencia es el camino de quienes no tienen la razón", enfatizó.